Fly to the moon inaugura temporada en la Sala Atrium

Yolanda Toledano

La Sala Atrium inaugura la temporada con el estreno de Fly me to the moon, de la compañía La Canina, donde Silvia Navarro dirige una comedia de Marc Angelet basada en hechos reales.

El texto se basa en la anécdota verídica de Dennis Hope un ventrílocuo que, cansado de su escaso éxito en la disciplina que lleva soñando ejercer desde que era un niño y de la vida en la carretera en busca de la siguiente actuación, decide reclamar la Luna y se convierte en multimillonario vendiendo parcelas • las de suelo lunar.

El Tratado del Espacio Exterior, firmado en 1967 por la ONU, acordó que ningún país podía reclamar la soberanía de los cuerpos celestes, pero los políticos olvidaron un detalle: extender su veto a empresas y particulares. «Tal vez fue un error inocente, pero decidí llenar un formulario reclamando la posesión de la Luna». En la actualidad, Dennis Hope ha vendido parcelas • las lunares a más de 2 millones de personas de todo el mundo, y su fortuna se calcula en 50 millones de dólares.

El texto de Marc Angelet tiene muchas capas, y si por un lado nos habla de la dificultad de dedicarse a las actividades artísticas, también nos muestra la necesidad de reinventarse.

Marc Angelet es conocido, sobre todo, por su uso de la tecnología en sus espectáculos y para tratar a sus obras temas de ciencia ficción (viajes en el tiempo, realidades paral • paralelas, fenómenos paranormales) y por su lenguaje cinematográfico. Sus últimos textos la han consolidado como un dramaturgo de éxito, y esta temporada también podremos ver otros textos suyos como Inmortal con Bruno Oro en el Club Capitol, y Life ‘s spoiler en la Sala Versus.



Dani Arrebola y Marçal Bayona son los dos intérpretes de esta comedia, el ventrílocuo, y su muñeco, únicos protagonistas, junto con la luna, de este increíble historia, que dirige Silvia Navarro, y que tiene como referentes estéticos los cómics , el kitsch (entendiéndolo como fracaso en el intento de retorno a formas estilísticas del pasado) y las ferias ambulantes de atracciones (con especial énfasis en los autos de choque) «.

Por otra parte La Canina es una compañía formada por un colectivo de artistas, surgidos la mayoría de ellos del Instituto del teatro, que anteriormente ha presentado Alguien que apague la luz, 94 minutos, y Ifigenia en taxi.

Esta temporada también estará presente en la cartelera con la obra Ese portugués en el Tantarantana.

Artículos relacionados
Comentarios
Sé el primero en dejar tu comentario