Ventura

Una opinión de Mercè Rubià
Mercè Rubià
Ventura
18/07/2017
El director no confiava prou en el text?

Després de cada funció de Ventura, els actors es queden a parlar amb els espectadors per debatre sobre l’obra i ‘resoldre els dubtes que hagin pogut quedar’. Allà ens expliquen que el director, Víctor Muñoz, va decidir canviar l’ordre del text de Cristina Clemente per mantenir l’enigma i donar-li més joc. La sensació amb què un surt, però, és que el director potser no ha confiat prou en el text. La seva decisió fa que l’espectador hagi d’estar més pendent de captar l’artefacte que dels personatges, d’entendre’ls, viure’ls i trobar-hi complicitats. Si es volia evitar desvetllar algun element de l’obra per mantenir-lo com a mcguffin fins al final, s’hauria pogut fer d’una altra manera. De totes maneres, amb el text original, l’atenció i l’interès no hauria decaigut perquè ja és prou interessant, potent, dolorós i colpidor per si mateix.

Ventura ofereix un bon retrat de la realitat d’una família a través de diferents generacions, però sobretot es pregunta sobre les decisions, els camins que agafem al llarg de la vida i com una cosa ben petita o l’atzar pot canviar la nostra existència. Sens dubte, Muñoz ha ben capgirat la proposta amb la seva decisió. Cal lloar, això sí, la bona actuació i l’empenta de Meri Yanes i David Plana, que van iniciar el projecte com una obra per al menjador de casa seva, han passat pel Temporada Alta, han aconseguit arribar a La Pedrera i ja porten més de 70 funcions.

Todo lo que necesitas para ir al teatro

Ventura

Teatro de proximidad en un piso de La Pedrera, que explora cómo el azar altera nuestra existencia sin que podamos remediar.

A menudo nos preguntamos qué habría pasado si no hubiéramos tomado una cierta decisión o si, aquel día fatídico, hubiéramos cogido un camino diferente… Y es que estas cosas, el azar que altera nuestra existencia y que querríamos cambiar en una imposible marcha atrás, son el tema de este montaje, la historia de Maria, una doctora de Celrà casada con otro profesional de la medicina, y la de Teresa, que lleva toda la vida dedicada a cuidar a un hermano que, desde pequeño, está confinado en una silla de ruedas. Un mismo hecho altera la vida de los cuatro personajes que, pese al deseo de retroceder que puedan sentir, solo tendrán una alternativa: seguir avanzando.

Los actores David Planas y Meritxell Yanes encargaron a la dramaturga Cristina Clemente (Volem anar al Tibidabo, Vimbodí versus Praga…) el texto de una obra para una veintena de espectadores nacida para ser representada en la vivienda del dueño de Can Pagans, una antigua fábrica novecentista de Celrà. El montaje constituye una experiencia tan cercana que a veces parece confundirse con la propia vida e incluso tiene la capacidad de incomodar al espectador. Son los efectos de un teatro vivencial que quiere proporcionar al público una experiencia insólita y radicalmente diferente.

Vídeo
Fotos
Valoración colaboradores

Valoración espectadores
Sé el primero en dejar tu valoración
Hay que ser usuario de Teatre Barcelona
¡Únete, es gratuito! Ya somos más de 80.000

¿Ya estás registrado?

He olvidado la contraseña

Crear usuario

Información básica sobre protección de datos: Responsable: Escenes i Publics, SL. Finalidad: desarrollar su actividad comercial, cumplir las contrataciones realizadas por los usuarios y remitir comunicaciones comerciales personalizadas en base a un perfilado a los usuarios (en caso que nos autoricen a ello). Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: Escenes i Publics, SL y proveedores legitimados externos. Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos como se explica en la información adicional. También se puede instar reclamación ante la agpd.es.