Todo lo que necesitas para ir al teatro

Tortugues: La desacceleració de les partícules: Un dilema ético en forma de comedia

Tortugues: La desacceleració de les partícules
24/12/2014

Tortugues es una comedia con un humor que se vuelve más negro conforme la historia avanza. Cuando hablamos de experimentos científicos de resultados inciertos con personas es difícil hacer bromas, pero el texto de Clàudia Cedó consigue tratar el tema con delicadeza, elegancia y sentido del humor, a pesar de que no podemos abstraernos de lo que hay detrás de aquello que nos hace reír. Dos científicos ambiciosos y con pocos escrúpulos deciden probar un medicamento en fase experimental en un humano para observar sus reacciones. El efecto que le hace es que le desacelera el organismo hasta extremos insospechados.

Tortugues no deja de ser una trama de historias cruzadas, en este caso, las de dos parejas: la de los científicos y la de las personas «normales». Los primeros son brillantes, ambiciosos y manipuladores, y los segundos tienen una vida cotidiana, tirando a gris, con los problemas de la gente ordinaria, pero a diferencia de los científicos, que tienden a la megalomanía y casi al autismo, la pareja «normal» tiene la capacidad de emocionarse por pequeñas cosas del día a día. Los primeros quieren hacerse un lugar en la historia, y los segundos simplemente quieren vivir la vida. El dilema, pues, está servido, aunque se esconda detrás de una comedia con momentos hilarantes.

El éxito de la obra ha hecho que se prorrogue un mes más de lo previsto. La recomiendo a todo el mundo porque es una comedia bien trabada y hace reír, pero es más que esto: es una reflexión sobre los límites éticos de la ciencia.

Lee la crónica completa (en catalán)

← Volver a Tortugues: La desacceleració de les partícules