Todo lo que necesitas para ir al teatro

Les coses excepcionals: Excepcional y original

Les coses excepcionals
31/12/2018

Duncan Macmillan escribió en 2013 Every Brilliant Thing, una adaptación al teatro de la novel·la de George Orwell, «1984», publicada en 1949. No entiendo demasiado qué encontró Macmillan en «1984» para escribir esta obra. Puede que se inspirara en uno de los temes de la novela Orwellliana: la persecución del individualismo y del pensamiento independiente. Seguramente estas ganas de hacer partícipe al público lo llevó a escribir esta obra original cuya finalidad era dar un giro a la estructura teatral.

Según palabras de Macmillan: “no he visto a nadie discutir sobre la depresión y el suicidio de manera precisa, útil o interesante”. El tema de “les coses excepcionals” es la depresión y el suicidio pero el formato de presentación pretende convertir un drama en una reafirmación de las ganas de vivir. La muerte, la depresión y el suicidio; la información sobre las publicaciones de los datos sobre suicidio de la OMS y los sentimientos de culpa que crea la persona que se quita la vida a su alrededor pasan desapercibidas por la brusca entrada de la lectura de las cosas excepcionales por parte del público y el miedo de ser el siguiente en salir al escenario.

En este momento hay una cuarentena de monólogos en cartel en los teatros de Barcelona. Hago memoria y recuerdo que hay monólogos en los que el actor/actriz relata una historia sin ninguna interpelación al público como “Acorar”, el Metge de Lampedusa” o «Eduard Farello: Una Ilíada» ; otros en los que el público de una manera sutil se siente parte de la historia como “A.K.A.” y en otros, como en  “les coses excepcionals” la participación del público es parte fundamental del guion.

Excepcional y original es la presentación de este monólogo y el gran trabajo actoral de Pau Roca bajo la dirección de Sixto Paz Productions. Es extraordinaria también la participación del público y su espontaneidad pero el tema que forma parte del hilo argumental queda enmascarado por la hilaridad que provoca la salida al escenario de un público no preparado pero muy participativo.

← Volver a Les coses excepcionals